Los deshumedecedores también conocidos como deshumidificadores, eliminan el exceso de humedad del aire, evitando problemas estructurales en tu hogar y problemas respiratorios para usted y tu familia.

El exceso de humedad no sólo es incómodo. Puede causar graves problemas relacionados con la humedad en tu hogar, además de agravar los síntomas de la alergia y el asma.

Teniendo en cuenta estos riesgos, un deshumidificador es una valiosa inversión para tu hogar y tu familia. Como alguien que creció en el sur y utilizaba deshumidificadores con frecuencia, sé de primera mano lo eficaces que pueden ser.

Mi familia encontró el nuestro especialmente útil en el lavadero. Allí secábamos mucha ropa al aire libre y la humedad era extrema si no poníamos en marcha el deshumidificador.

¿Qué hace un deshumedecedor?

Un deshumedecedor elimina el exceso de humedad del aire de tu hogar. Para ello, aspira aire y lo hace pasar por un serpentín de refrigeración que elimina la humedad. Las gotas de agua resultantes se acumulan en una bandeja de goteo.

Según las Organizaciones Internacionales de Salud, “los deshumedecedores domésticos eliminan entre 5 y 30 litros de agua del aire cada día”. Los deshumedecedores suelen apagarse cuando el aire alcanza el nivel de humedad deseado, y se vuelven a encender para mantener ese nivel.

¿Por qué necesito un deshumedecedor?

No todo el mundo necesita un deshumedecedor. Si vives en un clima seco, es mejor que utilice un humidificador para añadir humedad al aire. Para todos los demás, merece la pena considerar un deshumedecedor.

Razones importantes para utilizar un deshumedecedor:

Prevención del moho: El aire excesivamente húmedo puede causar y acelerar el crecimiento de moho en tu hogar. El moho puede causar problemas respiratorios, y eliminarlo puede ser una odisea costosa y lenta.

Prevención de la podredumbre seca: La podredumbre seca es un hongo que puede debilitar los soportes estructurales de la madera. Su reparación es muy costosa.

Alivio de la alergia: Si tienes alergia a los ácaros del polvo, un deshumedecedor puede suponer una gran diferencia en tu bienestar y confort general. Los ácaros del polvo se alimentan de las células de la piel que desprenden los humanos y prosperan en ambientes húmedos. Al reducir la humedad, disminuirán las reacciones alérgicas, como los estornudos y el goteo nasal, que pueden desencadenar síntomas de asma.

Control de olores: Al hacer menos probable la aparición de moho y hongos, los deshumedecedores mantienen tu hogar con un olor fresco y limpio.

¿Dónde podría necesitar un deshumedecedor?

Estas zonas comunes de la casa pueden necesitar un deshumedecedor. Si el exceso de humedad se debe a una mala ventilación o a fugas de agua, solucione primero estos problemas.

Cuarto de baño: Las duchas de vapor y los lavabos aumentan la humedad en los cuartos de baño, haciéndolos propensos a problemas como la descamación del papel pintado y el moho. Esto es especialmente cierto si tu cuarto de baño carece de ventilación adecuada.

Armario o walk-in closet: Los closets y todos los espacios cerrados suelen estar húmedos debido a la falta de flujo de aire, lo que los hace propensos a problemas como el papel pintado despegado y el moho. Esto es especialmente cierto si tu baño carece de una ventilación adecuada.

Deposito o Sótano: Este es probablemente el lugar más húmedo de tu casa. Los sótanos suelen estar mal aislados y pueden ser una fuente de fugas de agua subterránea. Ambas condiciones crean un aire húmedo que puede malograr tus objetos de valor almacenados, muebles y crear óxido en cualquier herramienta almacenada, bicicletas, etc.

Ático: Las goteras en el tejado, las tuberías de ventilación mal instaladas y una ventilación insuficiente pueden hacer que los áticos estén mojados y húmedos. Un deshumedecedor puede absorber ese exceso de humedad y evitar la costosa putrefacción de la madera y otros problemas relacionados.

¿Cómo sé si necesito un deshumedecedor?

Dado que la humedad en sí es invisible, puede ser difícil determinar si necesita un deshumedecedor. Busque estas señales que podrían indicar altos niveles de humedad en tu hogar:

¿Tienes problemas de moho o vives en un clima propenso al moho? Indicadores visuales como manchas de moho oscuro en el techo o en las esquinas de las paredes son una forma fácil de saber que los niveles de humedad son altos.

¿Tu casa tiene olor a humedad? Este olor es probablemente el resultado de las esporas emitidas por el moho. Si no tiene ningún indicador visual de moho, es probable que este olor indique niveles de humedad superiores a los recomendados.

¿El nivel de humedad de tu casa es superior al 50%? Según las Organizaciones Internacionales de Salud, debería estar entre el 30% y el 50%. Si suele ser superior, es probable que necesitas un deshumedecedor. Si no está seguro, mida el nivel de humedad con un higrostato. Utiliza también un medidor de humedad para comprobar la madera expuesta de tu casa; una lectura superior al 15% indica un alto contenido de humedad.

¿Se te enmohecen los zapatos y la ropa? Cuando aumentan los niveles de humedad, tu ropa y zapatos, especialmente de cuero, se ponen mohosos. Esto es una señal clara de que necesita un deshumedecedor.

También te puede interesar: 10 VENTAJAS DE TENER UN DESHUMEDECEDOR

¿Cómo elegir el deshumedecedor adecuado?

Tengas en cuenta estos factores a la hora de comprar un deshumedecedor:

Capacidad: La cantidad de agua que retiene la unidad indicará el tamaño del espacio que puede manejar el deshumedecedor. Conocer los metros cuadrados del área que desea deshumidificar (multiplique la longitud y la anchura) le ayudará a identificar qué modelos son lo suficientemente grandes como para funcionar con eficacia. Energy Star también proporciona una tabla útil.

Tamaño: Asegúrese de que el deshumedecedor cabe en tu espacio. Tendrás que dejar espacio libre en todos los lados para que circule el aire (la distancia varía según el producto).

Método de almacenamiento del agua: Algunos deshumedecedores almacenan el agua recogida en un depósito o bandeja que debe vaciarse. Otros bombean el agua a un desagüe, fregadero o por la ventana. Los deshumedecedores de bomba pueden ser más cómodos, pero también más caros.

Agregue un comentario